Política de Calidad

En toda la trayectoria de Eiffage Métal, desde su creación, la satisfacción del cliente ha estado siempre presente como máxima meta a conseguir y como garantía última de continuidad de la empresa.

Para ello, la empresa se ha dotado siempre de los mejores medios tanto materiales como humanos, para la fabricación de estructuras metálicas y aplicación de pinturas, teniendo todo el personal de la empresa la mejora de la calidad como objetivo, estudiando para ello todo proceso productivo o administrativo que pueda influir en la calidad que llega al cliente y asegurándose que en todo momento se cumplen los requisitos del cliente así como los legales y reglamentarios.

Por tanto, la Dirección respalda todas las acciones que supongan una mejora en la calidad, fijando objetivos de la calidad, motivando a todos los miembros de la empresa a que participen en este proceso que debe ser de carácter continuado y estar presente en la gestión continuada de cada puesto de trabajo.

La efectiva implantación de la Política de la Calidad, redundará en un aumento de la satisfacción del cliente, un buen posicionamiento en los mercados y en el desarrollo y realización de sus empleados, en consecuencia, la Dirección de Eiffage Métal, pondrá los medios materiales y humanos necesarios para el buen desarrollo de esta Política de la Calidad.